Soy leyenda...

Peter Sellers: Introvertido y difícil

By  | 

El actor cómico Peter Sellers nació en Hampshire un mes de septiembre de 1925. Su talento para la interpretación era algo genético, ya que provenía de una familia dedicada al vodevil. Comenzó su carrera dentro del grupo cómico The Goons. Después , tras su participación en programas radiofónicos, televisivos y algunas películas, se convirtió en toda una estrella en su país.

Era un actor magnífico, capaz de tocar todos los géneros pero con un instinto especial para la comedia. Tenía una capacidad asombrosa para meterse en la piel de cualquier personaje y podía imitar a la perfección una infinidad de acentos. En muchas ocasiones, incluso llegó a decir que no tenía identidad propia. 

El éxito internacional le llegaría de la mano de la divertida saga de “La pantera rosa”, dirigida por su buen amigo Blake Edwards en los años 60 y 70. Aunque antes ya había hecho maravillas como “Lolita” (1962, Kubrick). Después, vinieron títulos tan emblemáticos como “Teléfono rojo: Volamos hacia Moscú” (1964, Kubrick) por la que sería nominado al Oscar por encarnar al Dr. Strangelove, o películas de culto como “El guateque” ( 1968, Edwards). Recibió una segunda nominación a los Oscars por su trabajo “Bienvenido , mister Chance” (1979, Ashby), película que muchos consideran la mejor del actor. «El diabólico plan del Dr. Fu Manchu» dirigida por Haggard fue su última película, la cual estrenaron un mes después de morir.

Sellers era un hombre inseguro y obsesivo. No resultaba nada fácil trabajar con él porque solía discutir tanto con sus compañeros como con los directores. Incluso dejó de hablarse durante años con su gran amigo Blake Edwards. Era muy celoso de su intimidad, dejaba entrever muy poco sobre cómo era su vida o qué tipo de persona podría ser en la intimidad. Muchas veces se culpó de sus fracasos matrimoniales admitiendo que la convivencia era muy complicada con él.

Peter Sellers-micinexin.net
British actors Peter Sellers on the set of The Party written and directed by American Blake Edwards. (Photo by Sunset Boulevard/Corbis via Getty Images)

Tan solo 800 libras

A la edad de 38 años, a Peter le fue diagnosticada una grave cardiopatía tras sufrir 14 infartos en un solo año. Se piensa que el abuso de sustancias pudo debilitar considerablemente su corazón. En 1977 le fue implantado un marcapasos, pero su salud nunca se restableció del todo. Solo tres años después murió de un infarto fulminante en su habitación de un hotel de Londres. Curiosamente, iba a ser operado del corazón sólo unos días después. 

Seller se había casado en cuatro ocasiones y tenía tres hijos. Su última esposa fue la actriz Lynne Frederick. Contrajeron matrimonio en 1977 y en 1980, año de la muerte del actor, ya tenían planeado divorciarse. Sin embargo, Lynne se convirtió en la viuda del actor y por tanto en la heredera de todos sus bienes. A los hijos solo les había dejado la suma de 800 libras a cada uno. Fue todo un escándalo y quedaba reflejada la personalidad de Peter Sellers. Lo peor de todo llegó cuando Lynne se volvió a casar y tuvo una hija, la cual heredó todos los bienes de Sellers más los derechos existentes sobre el nombre del actor. Los hijos no pudieron hacer nada, ya que sólo se les permitía impugnar el testamento si Sellers no les hubiera dejado ni un centavo. Y no fue así. Tenían 800 libras. 

Peter Sellers-micinexin.net

Susana Alba Montalbano - Escritora y articulista en psicologodecabecera.com. Amo el arte, los artistas y que me leas tú.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.